• Início
  • Blog
  • ¿Puede el azúcar refinado ser saludable?

¿Puede el azúcar refinado ser saludable?

Autor: Meela Dudley / Traducción: Luis González

Hoy en día los medios de comunicación nos bombardean con diferentes teorías sobre las causas de los “antojos de azúcar” y cómo combatirlos. ¡La verdad es que el deseo de consumir alimentos de sabor dulce es algo completamente natural! Nuestras lenguas están constituidas por una gran cantidad de receptores dulces y nuestros antepasados, en un esfuerzo por sobrevivir, buscaron azúcares para abastecer sus cuerpos con suficiente energía.

Dicho esto, a diferencia de nuestros antepasados, la población actual tiende a sustituir los azúcares naturales encontrados en las frutas maduras por los azúcares refinados (o granulados) encontrados en la mayoría de los alimentos procesados.

¿Alguna vez viste productos “totalmente naturales” endulzados con azúcar de caña orgánico o azúcar de coco en la tienda de comestibles, y consideraste gastar más en ellos? No te dejes engañar; realmente no existe una opción que pueda considerarse “más saludable” cuando se trata de productos de azúcar refinados. No hay ninguna diferencia si usas azúcar de mesa, de caña entera, orgánica o incluso azúcar morena. A pesar de la diferencia en color, sabor y nivel de procesamiento, el valor nutricional del azúcar blanco, marrón y crudo es casi el mismo.

Los azúcares crudos o marrones difieren del azúcar de mesa blanca porque contienen melaza que normalmente se retira de la caña de azúcar durante el procesamiento. Mientras que algunos azúcares más oscuros se comercializan alegando que ayudan a promover las vitaminas, minerales y antioxidantes que faltan en el azúcar blanco, estas cantidades son tan minúsculas que no afectan la ingesta diaria de la persona promedio. De hecho, muchos fabricantes de alimentos de productos de azúcar oscuro añaden melaza al azúcar para que sus productos parezcan más naturales y, por ende, “más saludables”. Estos azúcares más oscuros contienen la misma cantidad de calorías que los azúcares blancos un poco más procesados, promediando 16 calorías por cada cucharadita.

Independientemente del tipo, si usted está tratando de mejorar su salud es mejor limitar el consumo general de alimentos procesados y de azúcares refinados. Todavía puedes satisfacer tus preferencias dulces mientras tomas decisiones nutricionales más sanas: la fruta fresca es naturalmente dulce y está repleta de nutrientes, fibra y otras cualidades que promueven la salud.

¡Aquí en Noom podemos ayudarte a realizar intercambios saludables que incluso podrán satisfacer tus antojos dulces!