Historia de éxito: Emily

Emily estaba convencida que jamás llegaría a ser delgada nuevamente. Después de haber tenido dos hijos intentó varias dietas pero el efecto rebote hacía que volviera a ganar peso.

Después de cada dieta o plan de ejercicios o retos de 12 semanas, al final regresas a la vida real.Si has estado eliminando comidas todas juntas o tratando de seguir una rutina de ejercicios que simplemente no funciona con tu estilo de vida, no has podido adquirir ninguna destreza que puedas llevar contigo cuando vuelvas a la “normalidad”.

No fue hasta cuando ella encontró a Noom, que sintió esperanza de lograr tener una vida saludable.

Tengo estudios en psicología, por lo que la naturaleza del app basada en la evidencia fue muy llamativa para .  Noom provee un acercamiento holístico de enfocar la pérdida de peso a través de muchos elementos: nutrición, ejercicio, pero también a nivel psicológico y siempre basado en la evidencia.  En el mundo de la salud, hay mucha información confusa, pero Noom la recoge toda y la presenta de una forma simple, corta y fácil de procesar”.

A través del programa de Noom, esa esperanza que sintió en un principio se volvió más fuerte.

Con Noom, no he sentido que he estado en una dieta o plan de restricción. Todo lo que he hecho lo puedo seguir haciendo indefinidamente, porque los hábitos que he desarrollado han sido construidos alrededor de mi estilo de vida y mis preferencias. Básicamente,  consumo las mismas comidas que siempre he consumido, incluyendo queso y chocolate. Quiero poder seguir consumiendo estas comidas a largo plazo, por lo que no me hace sentido eliminarlas en una “dieta” a corto plazo.  En vez de eso, he desarrollado destrezas y hábitos tomando en consideración el control de las porciones y el balance, lo que para son mucho más significativos para triunfar en un futuro”.

La filosofía de Noom también me ayudó a desarrollar una relación más positiva con la comida.

“Ya no me siento con estrés cuando elijo qué comer cuando estoy fuera de mi casa o en un evento social.  En ocasiones, tomo decisiones conscientes para satisfacerme y disfrutarlo al máximo, sin ningún remordimiento.  Ya no como sin pensar y se me hace fácil parar de comer luego de haber comido una porción moderada de algo que disfruto”.

Para Emily, la disponibilidad y amabilidad del Coach fue clave en el proceso.

Trabajar con un especialista de metas personal ha sido un aspecto importante de la app. Mi coach, es de mucha ayuda.  Es asombroso cómo una pequeña frase o pregunta como “¿Qué tal te ha ido?” o “¿Qué crees que pudieras hacer?” te pueden ayudar a enfocarte.  Saber que alguien estará pendiente, tan siquiera con un rápido mensaje, hace que la tarea a la cual te has comprometido se sienta como una prioridad más que un compromiso vago que te colocas en tu cabeza”.

El apoyo de su grupo y de su Especialista de grupos también fueron invaluables.

No imaginé que cuando empecé Noom el grupo de compañeros sería un elemento de mucha ayuda para .  Sin embargo, en esos primeros días, cuando la báscula subía y bajaba, el refuerzo de otros más adelantados en el programa fue esencial para mí. Puedes escribir mucho o poco, como lo desees, pero siempre fue bueno tener un espacio donde compartir tus frustraciones y logros.  Una de las cosas que más disfruté fue conocer personas de alrededor del mundo.”

A ella le encantó la metodología realística y sostenible de perder peso. Comenzando con tareas simples como el registro de alimentos, la elección de opciones de menos calorías e incrementando los pasos cada día. Todo esto, percatándose de la psicología que está detrás de las opciones alimenticias, además identificando y sobrepasando obstáculos para mantenerse motivada por mucho tiempo. Antes de que se diera cuenta, estos “pequeños pasos” la ayudaron a alcanzar sus metas.   

La primera vez que bajé de peso gracias a Noom, recuerdo haber mirado la gráfica de mi pérdida de peso proyectada y me dije a misma “¡wao, si solamente hiciera lo que Noom dice, realmente podría estar delgada para Navidad!” Para ser honesta, me sentí ante un reto difícil pero decidí poner mi fe en el proceso y ver si realmente podía lograrlo.  Se siente extraño mirar atrás, cuando en aquél momento sentí que tenía una esperanza no real y que hoy se ha convertido en realidad.”

Luego de perder 21.7 kg en 7 meses y obtener su IMC dentro de un rango saludable, Emily está feliz de decir que finalmente se siente libre. Ha bajado de la talla 12 a una talla 6, y se siente más en forma que nunca.

Yo siempre bromeaba diciendo: “si me ves correr, corre también tú porque quiere decir que algo me anda persiguiendo“. Actualmente, disfruto trotar y no temo a probar cualquier tipo de ejercicio, lo cual era muy difícil de imaginar al principio.  ¡Y puedo hacer lagartijas de verdad! “ Para Emily, la mejor parte de su experiencia ha sido que todos los cambios que ha hecho con Noom se han trasladado a todas las áreas de su vida.

Me siento feliz, fuerte y segura.  La visión que tenía de mi propia capacidad de mejorar ha cambiado drásticamente. Ahora creo que puedo desarrollarme en CUALQUIER área que me lo proponga.

Cuando le pedimos a Emily, que nos diera unas palabras de despedida nos dijo:

Lo que quiero decirles es que esto de perder peso no es tan complicado como parece”. Siete meses atrás, pensaba que para perder peso, no podría jamás comer las comidas que realmente disfruto y que tendría que torturarme en un gimnasio. Sin embargo, usando Noom, los cambios los he realizado muy fácilmente. ¿Por qué complicarse buscando resultados si puedes obtenerlos fácilmente? Noom provee la estructura (y el apoyo) para que esto se pueda dar. Con consistencia alcanzarás tu meta.”  ¡Yo te lo aseguro!

¡Nosotros no lo hubiésemos podido decir mejor Emily!

¡Gracias por inspirarnos y permitirnos ser parte tu transformación!