• Início
  • Blog
  • Cómo seguir perdiendo peso durante la menstruación

Cómo seguir perdiendo peso durante la menstruación

Cuando tu periodo llega de visita, saltas de alegría, recibes con brazos abiertos su compañía y tienes entre 3 y 7 días de pura felicidad… ¿cierto? Sí, tal vez iba con un poco de sarcasmo. Si, bien, eso sería maravilloso, ¿cómo podemos sobrevivir a los dolores de vientre, la hinchazón, los antojos y otros dolores relacionados con el ciclo menstrual? La buena noticia es que no estás sola, ¡y tenemos algunos consejos y trucos basados ​​en la ciencia para ayudarte!

1. La importancia de la vitamina B6

Algunas de nosotras podríamos pensar que la mejor idea es comer menos carbohidratos durante nuestro ciclo. Sin embargo, los granos enteros y otros carbohidratos contienen nutrientes importantes que nuestro cuerpo necesita, especialmente durante esos días del mes. Los granos integrales son ricos en vitamina B6, lo que ha demostrado en una investigación que ayuda a mejorar los síntomas comunes del síndrome premenstrual (SPM), que incluyen: dolores abdominales, antojos y cambios de humor. Puedes obtener la vitamina B6 a partir de la carne de res, del pescado, los huevos, las espinacas, las zanahorias, las batatas y los cereales enriquecidos para el desayuno. ¡Dale la bienvenida a esos carbohidratos y proteínas!

2. Actividad física ligera: yoga, caminatas, levantamiento de pesas – ¡todas son ideas geniales!

Tener tu período no significa que no puedas hacer ninguna actividad física. Sin embargo, es posible que debas cambiar tu rutina ligeramente. ¡Céntrate en hacer estiramientos, usar pesas livianas o salir a caminar! Si no tienes ganas de hacer ejercicio, toma un día de descanso y considera retomar tu rutina al día siguiente. Tu cuerpo está pasando por algunos procesos importantes, así que demuéstrale el amor que necesita.

3. Come porciones de comida más pequeñas y de forma más frecuente durante el día, para evitar el hambre en exceso.

Los antojos son un problema común durante el ciclo menstrual, ¡planifica qué comer regularmente para evitar este problema! En lugar de hacer 2 o 3 comidas grandes, intenta comer de 5 a 6 comidas pequeñas durante el día y dales un espacio de al menos 3 horas de diferencia a cada una. Esto mantendrá tus niveles de azúcar en sangre estables para que no tengas un hambre incontrolable antes de tu próxima comida o merienda.

4. Reduce el exceso de cafeína y alcohol.

El consumo excesivo de alcohol se ha asociado con un mayor riesgo de síndrome premenstrual. ¡Además, puede inhibir la absorción adecuada de ciertos nutrientes, incluidas la vitamina B (ver el punto número 1)! Aunque no se ha encontrado que la cafeína sea la causa de los síntomas del síndrome premenstrual, potencialmente puede aumentar la intensidad de los síntomas físicos como los dolores abdominales. ¡Escucha a tu cuerpo! Si sientes algún tipo de sensibilidad a sus efectos durante tu ciclo menstrual, deja de tomar cafeína y alcohol durante los próximos días. ¡Puedes reducir la ingesta a la mitad o por completo! Los tés de hierbas, el té verde y las alternativas del café tienden a ser más suaves.

5. No tengas miedo de consentirte a ti misma

¿Alguna vez has deseado un pedacito de chocolate y no te los has permitido aún teniendo la ansiedad por las nubes? Puede sonar contradictorio “consentirte con alguna comida” a la vez que intentas llevar una alimentación saludable. Pero piensa en este sentimiento y añádele tus hormonas alborotadas por la menstruación, es muy probable que esta vez termines comiendo todo lo que está en tu camino. Sin embargo, si planeas con anticipación comer una porción razonable del alimento que tanto deseas cuando estás con el período, podrás disfrutar a consciencia sin saltarte tus metas de salud y bienestar, ya que cuando llegue el antojo, podrás darte el permiso de comer esa porción, sin culpas. Es mucho más fácil tomar esa decisión de antemano que en medio de un alboroto de hormonas y emociones, ¿cierto? Recuerda que el manejo de las porciones siempre está al alcance de tus manos y la planificación te ayudará a tener mayor control en estos días del mes. Ten presente que para nosotros no hay alimentos prohibidos. Si sientes que durante estos días tienes la necesidad de consumir chocolate u otro alimento, planea con antelación y controla tus porciones. Por cierto, una alternativa saludable es consumir chocolate 90% cacao.

¡Recuerda cuidar tu cuerpo durante esta época del mes! Puede que al inicio no sea lo más divertido, pero después de nutrir tu cuerpo, darle un descanso adecuado y actividad física ligera, ¡tu cuerpo te lo agradecerá! Si estás interesada en saber más sobre cómo puedes lograr este equilibrio de forma saludable, a la vez que pierdes peso, nuestro programa interactivo con coaching personalizado puede ayudarte.