• Início
  • Blog
  • ¿Puede el yoga realmente ayudarte a perder peso?

¿Puede el yoga realmente ayudarte a perder peso?

El yoga es una práctica que conecta el cuerpo, la respiración y la mente. A lo largo de los años ha ido evolucionando, por lo que explicaremos la historia de cómo el yoga llegó a ser lo que es hoy, el porqué las personas eligen practicar yoga y cómo su práctica puede conducir a un estilo de vida más saludable y ayudar en la pérdida de peso.

Orígenes del yoga

El yoga se originó como una práctica espiritual y se ha transformado en una alternativa para  mejorar física y mentalmente. Los orígenes del yoga surgieron hace miles de años, lo que hace difícil determinar con precisión cómo evolucionó en la práctica que es hoy. El tipo de yoga con el que estamos familiarizados, se originó en el norte de la India hace más de cinco mil años.

La palabra yoga proviene del término sánscrito “yuj” que significa “unir” y se relaciona con la unión del ser individual con el ser supremo, con esta espiritualidad en su núcleo. Los textos físicos fueron descubiertos en las primeras escrituras indias, conocidas como “Vedas”, como se señaló en la investigación académica de David Gordon White sobre el yoga. Allí, el yoga se describe como una jerarquía de una conexión mente-cuerpo, que combina los sentidos, la mente y el ser intelectual para encontrar un estado superior de conciencia.

Estos textos introdujeron el uso de actos o fórmulas acústicas, conocidos como mantras. El mantra más popular es la sílaba “OM”, que es la forma verbal del más alto brahman, es el ser más elevado o absoluto. Este sonido particular “OM” se ha vinculado al yoga a lo largo de los años y en la actualidad se escucha en quienes practican yoga. Esta práctica se ha convertido en un fenómeno moderno, ya que ha entrelazado con éxito la atención plena, el estado mental con la actividad física y el cuerpo para atraer la atención de todos los elementos.

El yoga en la actualidad

La riqueza histórica y cultural de la práctica del yoga, ha explotado en los últimos años con su efecto generalizado en estudios, redes sociales, marcas, campañas de mercadeo y marcas de estilo de vida, por nombrar solo algunos. Su práctica se ha convertido en una parte importante de la cultura y ha ganado popularidad en las últimas décadas. Un estudio científico realizado por el American Journal of Preventive Medicine en 2016 encontró que alrededor de 31 millones de adultos han practicado yoga y alrededor de 21 millones practicaron yoga en los últimos 12 meses.

Las clases de yoga han sido adoptadas por una variedad de poblaciones y se imparten en todo el mundo, ya sea en gimnasios, estudios, en casa, con videos en línea, en redes sociales o en retiros de yoga. En la variedad de clases se incluyen hot yoga, ashtanga yoga, vinyasa yoga, yin yoga, hatha yoga y muchos más. Estas diferentes secuencias y variaciones de yoga se crearon a medida que esta práctica entró en desarrollo y evolucionó. Esto sucedió con el fin de servir a las personas que buscan diferentes resultados en los métodos que ofrece el yoga. Ya sea para aumentar la capacidad aeróbica, encontrar un estado relajado o meditativo, quemar calorías, desarrollar la autoconciencia y la sintonía con el cuerpo, o cualquier otra razón, seguramente habrá un estilo de yoga para ello.

En general, el yoga se ha conducido hacia un enfoque más consciente y meditativo comparado con sus comienzos más espirituales.  El yoga de hoy está más enfocado en posturas corporales conocidas como Asana, y en técnicas de respiración (pranayama) y meditación (dhyana) (NCCIH).  Este artículo proporciona información para que puedas iniciar. Asegúrate de consultar con tu médico y obtener la autorización para hacer ejercicio antes de comenzar cualquier tipo de programa de ejercicios.

Razones para practicar yoga

Hay una amplia variedad de razones para practicar yoga. Entre las que se incluyen beneficios básicos para la salud en general, pérdida de peso, ejercicio, mejorar el sueño, aprender a meditar, conectar mente-cuerpo, como complemento para otros ejercicios, reducir el estrés, y muchos otros beneficios. En un estudio realizado por los Institutos Nacionales de Salud de EE.UU se dió como resultado que los estadounidenses tienden a practicar yoga para mejorar la salud en general. Un 94% afirman que lo practican para mejorar su bienestar, entre ello: reducir el estrés, sentirse mejor emocionalmente, hacer ejercicio regularmente, mejorar el sueño o simplemente sentirse mejor. Este mismo estudio también encontró que las principales razones para la práctica del yoga fueron la prevención de enfermedades y el alivio del dolor de espalda (Cramer).

Se necesita hacer una investigación más exhaustiva sobre el yoga y sus beneficios para afecciones específicas de salud, pero hasta ahora los estudios han demostrado con éxito que existen grandes beneficios físicos, mentales y emocionales en la práctica del  yoga.

El yoga y la pérdida de peso

En una revisión de varios estudios realizados sobre el tema del yoga y la pérdida de peso,  se encontró conexión entre la pérdida de peso y la obesidad. Esta investigación adelantada por los Institutos Nacionales de Salud descubrió que el yoga puede ser útil para mantener el peso, prevenir la obesidad y reducir el riesgo de enfermedades relacionadas con esta condición.  Esta revisión detallada examinó 17 programas de control de peso basados ​​en un enfoque de yoga y se concluyó que la mayoría de ellos llevan a reducciones moderadas de peso (Rioux). Con este beneficio en la pérdida de peso, los programas de yoga deberían tener estas características clave de acuerdo con esta revisión para que sean exitosos: mayor frecuencia en la práctica del yoga, más duración de las sesiones, un enfoque dietético basado en el yoga, un componente tranquilo (como un fin de semana completo para iniciar el programa), y practicar yoga en casa. La investigación científica descubrió que los programas más exitosos tenían un mayor número de los aspectos mencionados anteriormente.

Un estudio científico realizado por el Journal of Preventive Medicine en 2016, examinó los estudios de yoga y concluyó que su práctica condujo a una reducción en la relación cintura / cadera en adultos sanos y un índice de masa corporal (IMC) reducido en personas con sobrepeso u obesidad. El IMC es la relación entre la altura y el peso en un individuo y puede ser un indicador de obesidad o sobrepeso según lo establecido por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de los EE.UU. Con el aumento de las tasas de obesidad, encontrar un método para ayudar a combatir esto es extremadamente valioso.

El International Journal of Yoga realizó un estudio en 2012 sobre un tipo específico de yoga, conocido como Kripalu. Esta práctica está orientada a la pérdida de peso y enfatiza la meditación, la curación física y la transformación espiritual.  El estudio descubrió que este tipo de yoga tiene el potencial de desarrollar el bienestar psicológico, ayuda a tomar decisiones más saludables en la alimentación y facilita el camino para perder peso. Si bien se necesita más evidencia, se ha demostrado que el yoga para bajar de peso es una posibilidad y puede ser una adición útil a la rutina de ejercicio de un individuo, además, de proporcionar beneficios generales para la salud.

Si consideras que el yoga funciona como una herramienta para lograr tus objetivos de pérdida de peso, asegúrate de investigar sobre los tipos de yoga que existen y cómo afectan tu cuerpo. Algunas clases de yoga tienen un enfoque más aeróbico que puede ser similar al entrenamiento de intervalos de alta intensidad, donde tu frecuencia cardíaca aumenta considerablemente; mientras que otras clases son más relajantes y de menor importancia con un efecto meditativo para la reducción del estrés. Encuentra una práctica de yoga que funcione bien en tu rutina y en tu estilo de vida.

Mientras reflexionas sobre el yoga y sus beneficios potenciales, visítanos. Noom puede proporcionar la motivación, responsabilidad y el entrenamiento para llevarte por el camino correcto y crear un cambio para siempre. Obtén una prueba de 14 días e inicia tu transformación.